Secciones

Actualidad Tormenta excepcional: caen rayos en el Polo Norte

La atmósfera no deja de sorprendernos, esta vez con rayos cayendo cerca del mismísimo Polo Norte

El servicio de datos de rayos Vaisala registró impactos de rayos el pasado sábado 10 de agosto a 85º de latitud norte, muy cerca del Polo (90ºN).

Este hecho no ha pasado inadvertido ya que no es algo normal de estas regiones del planeta. Parece que este verano 2019 la atmósfera está empeñada en dar que hablar.


Impactos de rayos registrados sobre el mapa el pasado sábado 10 de agosto. Fuente: NWS Fairbanks (NOAA).

¿Por qué ha pasado?

A falta de un análisis más profundo, sabemos que, durante los días que ocurrió la temperatura estaba más de 10ºC por encima lo normal en niveles bajos de la atmósfera.

La diferencia de temperatura entre niveles bajos (cálidos) y altos (fríos) es una de las claves para que se origine convección, el fenómeno físico responsable de la formación de tormentas.

Anomalía de temperatura en 850 hPa. Fuente: reanálisis NCEP/NCAR.

¿Debería sorprendernos?

Claro que es un dato más que llamativo, ya que en las latitudes próximas a los polos la actividad tormentosa es, de media, nula.

Las tormentas se asocian a la inestabilidad atmosférica, que sobre todo se da en las zonas tropicales. También en latitudes medias, donde se encuentra España, caen rayos con relativa frecuencia, aunque esta se va reduciendo según te aproximes a las regiones polares.

Distribución global de rayos caídos por kilómetros cuadrado en un año. Fuente: NOAA Photo Library OAR/ERL/NSSL

Hay otros factores que determinan que una zona registre mayor número de rayos; las tormentas se forman más frecuentemente sobre zonas continentales que sobre los océanos.

El lugar donde más rayos caen

Para hacernos a la idea de lo extraño que resulta que se hayan registrado rayos cerca del polo, debemos fijarnos el lugar del mundo donde más rayos caen, el lago de Maracaibo, Venezuela, y sus características.

 El lago Maracaibo recibe una media de de 223 destellos por kilómetro cuadrado al año.

 Su geografía es clave para la formación de tormentas: temperaturas cálidas, montañas y gran humedad.

Rayo, Tormenta Eléctrica, Clima, Tormenta, Noche

Y en el caso del polo sorprende que haya inestabilidad, ya que para ello es necesario un contraste entre las propiedades de distintos niveles de altura, que para nada coincide con lo que conocemos sobre la atmósfera polar.