Secciones

Sostenibilidad El caso de los ríos azules de África por la contaminación textil

Varios ríos en África se han teñido de color azul debido a los residuos vertidos por las fábricas textiles de sus entornos. 

La contaminación y los vertidos producidos por la industria textil están tiñendo varios ríos de África de color azul. Esta es una de las principales advertencias del informe “¿Es justa la huella hídrica de la moda?” realizado por la organización Water Witness International, una entidad cuyo objetivo es actuar y abogar por una mejor gestión de los recursos hídricos en el mundo.

Las imágenes con las que han denunciado esta situación hablan por sí solas. En ellas se ve a varios ríos del continente africano teñidos por completo de azul, fruto de los vertidos de algunas industrias textiles que operan ahí.

rios-azules-africa-pantalon
Fuente: Water Witnees

“La producción de ropa para las marcas comerciales y en línea en Europa, el Reino Unido y los EE. UU. está causando una contaminación devastadora de los ríos de África a través de la descarga de aguas residuales no tratadas y una aplicación ambiental laxa”, explican los autores de este informe.

De hecho, los expertos explican que parte de ese color azul de los ríos está originado por la fabricación de pantalones vaqueros o jeans, entre otro tipo de prendas.

La contaminación de la industria textil no sostenible

La industria textil es una de las más contaminantes del planeta. Se calcula que el 8% de las emisiones totales de gases de efecto invernadero a nivel mundial está relacionada con la fabricación de ropa. Pero no sólo son las emisiones lo que preocupa de este sector en continuo crecimiento. Los vertidos químicos y la generación de microplásticos que terminan de un modo u otro en la naturaleza son una denuncia recurrente de las organizaciones ecologistas.

Según cifras del Parlamento Europeo, se calcula que la industria textil y de la confección mundial utilizó 79.000 millones de metros cúbicos de agua en el año 2015. Para elaborar una sola camiseta de algodón, las estimaciones indican que se necesitan 2.700 litros de agua dulce: la cantidad de agua que una persona bebe en dos años y medio.

El 8% de las emisiones totales de gases de efecto invernadero a nivel mundial está relacionada con la fabricación de ropa

La producción de un vaquero requiere el uso de más de 13.000 litros de agua o 76 bañeras para obtener esta prenda.

África, un continente en expansión en el sector textil 

En los últimos años, el sector textil ha gozado de un crecimiento notable en África. Gracias a los acuerdos comerciales, los incentivos fiscales, los programas de ayuda específicos y los costes laborales más baratos del mundo, los países del continente africano se están ascendiendo rápidamente como algunos de los estados más importantes en la producción mundial del sector textil y prendas de vestir.

De este modo, el informe destaca los impactos positivos de la fabricación de la moda en África, donde puede proporcionar empleo e ingresos de exportación muy necesarios para la población.

Problema social por contaminación en África

Sin embargo, este crecimiento también ha traído consigo importantes problemas sociales, no solo ambientales. En este aspecto, el informe refleja que las empresas no ofrecen a sus trabajadores en las fábricas del sector textil acceso a agua potable, instalaciones de lavado y retretes, lo que socava su dignidad, bienestar y salud. Más aún cuando alrededor del 80% de las empleadas son mujeres. 

contaminacion industria textil

“La contaminación de la producción de textiles es un problema significativo en África. Sin tratar el efluente de las fábricas textiles está matando a nuestros ríos: no hay vida río abajo. Estas empresas deben dejar de contaminar África aguas. Necesitamos crecimiento económico, pero nunca debe venir a expensas de nuestra el medio ambiente y la salud de nuestros hijos”, destaca Sareen Malik, responsable de las Sociedades de Agua y Saneamiento de la Red Civil Africana.

“No abogamos por el fin de la fabricación de la moda en África, sino fundamentalmente por la acción y la garantía de que el abastecimiento y la producción de bienes en todo el continente se basan en el uso sostenible de los recursos, condiciones de trabajo decentes y principios básicos de justicia social”, concluyen los autores del informe. 

La importancia de la moda sostenible

El sector, consciente del papel crucial que juegan en la reducción de la huella de carbono y contaminantes, se ha puesto las pilas en el último años. Y cada vez son más las marcas, tanto internacionales como locales, las que intentan introducir pautas sostenibles a sus procesos de producción.

ropa sostenible moda ecologica

Es lo que llamamos moda sostenible. El mundo textil ha ido adquiriendo también nuevos materiales derivados especialmente de plásticos reciclados para crear colecciones de ropa sostenible que son más responsables con el medioambiente. De hecho, las estimaciones calculan que el sector de la moda y los tejidos es la segunda industria que más contamina, solo superada por la petrolífera.

Para intentar reducir estas alarmantes cifras, las compañías están esforzándose en conseguir un menor impacto en la naturaleza con la utilización de residuos, como bolsas o botellas, para darles una nueva vida como tejido, y sumarse así a la moda de la ropa sostenible.