Secciones

Consejos Por qué no deberías usar el gel hidroalcohólico en la playa

Los componentes de este producto pueden producir importantes lesiones y daños cutáneos como consecuencia de la exposición solar

El gel hidroalcohólico se ha convertido en uno de los productos básicos en el día a día de toda la sociedad. Se recurre a este producto para limpiar las manos e higienizarlas cuando no es posible acceder a agua limpia y jabón. Su comodidad de uso hace que muchas personas lo lleven consigo a todas partes y lo utilicen de manera frecuente.

De hecho, según las estimaciones, el alcohol puede eliminar más del 99% de las bacterias y actúa como un desinfectante ante los virus y coronavirus de forma muy rápida. Sin embargo, no es recomendable en todas las ocasiones ni en todas las circunstancias.

Fuente: Ayuntamiento de Valencia.

Uno de los espacios en los que no se aconseja su uso es la playa, el lugar por excelencia cuando el calor aprieta, llega el verano y comienzan las vacaciones para gran parte de la población.

Se aconseja no guardar el gel hidroalcohólico en el vehículo.

Su aplicación sobre la piel en espacios como la playa y entornos similares puede poner en riesgo la salud cutánea y producir importantes lesiones así como otros daños derivados de la suma de factores como el alcohol del producto y el incremento e intensidad de la exposición a los rayos del sol.

Riesgos del gel hidroalcohólico

Los productos como gel hidroalcohólico no se recomiendan usar en sitios como la playa debido a la exposición solar. Si los aplicamos a la piel y nos exponemos a los rayos del sol podría generar quemaduras en la zona en la que se haya aplicado.

manos geles calor inflamable

Además, también puede producir quemaduras e irritación en la piel por lo que tampoco se aconseja su aplicación en heridas abiertas ni en las mucosas como a boca, la nariz o los ojos.

Este tipo de productos son muy inflamables aunque los expertos indican que, usados de manera adecuada, no existe ningún problema. Sin embargo, en determinadas circunstancias, como un intenso calor provocado por una chispa o una llama puede llegar a prender.

Por su parte, la Organización Mundial de la Salud detalla que “todos los productos a base de alcohol son potencialmente inflamables y, por lo tanto, deben almacenarse lejos de altas temperaturas y llamas”

Recomendaciones de uso

Para reducir los riesgos del uso de los geles hidroalcohólicos se recomienda ante cualquier duda leer de forma detallada las instrucciones de uso del producto y comprobar que cumple toda las normativas mediante el registro sanitario.

Además, también se aconseja que los desinfectantes se mantengan alejados de fuentes de calor como llamas, cigarrillos encendidos e incluso superficies calientes.

Del mismo modo, se recomienda usar este tipo de productos en espacios ventilados o abiertos. Nunca en espacios pequeños cerrados. Por ejemplo, en el caso recurrir a ello en el coche, siempre con las ventanas bajadas. En este aspecto, ante la llegada del verano, también se aconseja no guardar el gel hidroalcohólico en el vehículo.

VÍDEO RELACIONADO: UN VERANO SIN PASEOS POR LA ORILLA