Secciones

Actualidad Los récords que nos deja la ola de calor en España

Estos días han caído numerosos récords por la ola de calor. Las máximas han sido muy altas, superando registros de hace más de 50 años

Aunque ya nos abandona, los récords de la ola de calor han sido destacables. El Guadalquivir se llevó el calor más extremo, pero los récords han caído en numerosas zonas, con ciudades como Cuenca superando los 40ºC sin haberlo hecho nunca antes desde que hay datos.

Los récords de la ola de calor del verano 2021

Teruel superó el viernes durante esta jornada los 40ºC, concretamente con 40.8ºC, batiendo su máxima absoluta de 40.2ºC. Soria es quizá el caso más destacado, con un registro de 38.5ºC, lo que supone batir su máxima absoluta de 38.0ºC, que se registró el 28 de julio de 1951. También destacaron las mínimas, con valores que en Jaén no bajaron de los 30ºC, siendo esta su mínima más alta registrada.

récords ola calor

El sábado fue sin duda el día más destacado, ya que se batió el récord de temperatura máxima de EspañaLa estación de AEMET en Montoro, Córdoba, registró una máxima de 47.4ºC, y si se valida el registro, será la temperatura máxima absoluta del país. Superaría los 46.9ºC que registró Córdoba en julio de 2017 y que este mismo sábado igualó. 

No fueron los únicos registros destacados: numerosos municipios en la península superaron los 44ºC, y destacan puntos como Talavera de la Reina con 45.5ºC. Madrid igualó su máxima histórica en el Retiro marcando 40.7ºC, y en el aeropuerto de Barajas se pulverizó el récord (42.2ºC) con un registro de 42.7ºC. Las mínimas fueron además muy altas y el centro peninsular tuvo momentos de mucho calor a causa de los reventones cálidos.

récords ola calor

El domingo destacan durante la madrugada las altísimas temperaturas de Castellón, que registraba 42ºC a la 01:30 de la madrugada. La causa fueron los reventones cálidos de las tormentas secas. Murcia superó su máxima histórica (45.7ºC) alcanzando los 46.2ºC. Además, por tercer día consecutivo, Teruel y Cuenca superaron los 40.2ºC y 40ºC, lo que implica que durante 3 días consecutivos han superado sus máximas históricas.

Ha sido un episodio muy destacado, si bien no se ha llegado a registrar el día más caluroso en el conjunto peninsular, quedando el sábado en segunda posición detrás del destacado 10 de agosto del 2012.

Y, después de este fin de semana ¿qué nos espera?

Este lunes es el último día de la ola de calor en la península y Baleares. El martes será la última jornada del episodio en las Islas Canarias.

Este lunes se producirá un marcado descenso térmico que será especialmente notable en las mitades norte y este del mapa. Castilla y León, Aragón, Comunidad Valenciana y Baleares podrían ser las regiones que sufran un descenso más brusco, con máximas hasta 6-10 grados inferiores a las de la jornada anterior. En Andalucía se mantendrá el calor, con avisos en prácticamente todo el mapa y puntualmente valores de hasta 44ºC en el valle del Guadalquivir. El riesgo de incendios seguirá siendo extremo en casi todo el país. 

Sin embargo, este lunes podrá ser una de las peores jornadas de la ola de calor en Canarias, con avisos naranjas en todas las islas y un aviso de nivel rojo en Gran Canaria por 41ºC en medianías.

El martes las temperaturas seguirán bajando y por fin se aliviará el calor extremo en el sur peninsular. Probables precipitaciones en las provincias de Guipúzcoa y Valencia. Destacará la tramontana sobre el Ampurdán y el norte de Baleares.

El miércoles habrá descenso térmico en Canarias, mientras que, en el resto del país, con plena estabilidad las temperaturas se mantendrán sin grandes cambios, aunque con ligera tendencia a subir en la segunda mitad de la semana. En el tercio este podrían darse chubascos tormentosos por la tarde.

Se esperan días de tiempo seco, con anticiclón y valores típicos del verano, sin grandes anomalías térmicas. Apenas habrá precipitaciones, aunque no se descartan débiles en el extremo norte ya que el Cantábrico continuará con cielo nuboso.