Secciones

Cambio Climático La contaminación por microplásticos llega ya a nuestros cereales

Un reciente estudio español identifica decenas de contaminantes procedentes de la industria farmacéutica y tracas de microplásticos en varios cultivos cerealistas

La producción de alimentos para una población creciente y que demanda más cantidad y variedad se ha convertido en una prioridad de la agricultura.

Para conseguirlo de forma más eficaz, este sector recurre en muchas ocasiones a prácticas agrarias como el uso de agua reciclada para el riesgo o fertilizantes como el estiércol, unos usos que pueden introducir ciertos contaminantes en la tierra y en los cultivos cerealistas. Entre ellos, los microplásticos.

Ahora, un equipo de investigadores del Instituto Nacional de Investigación y Tecnología Agraria y Alimentaria (INIA) ha identificado presencia de contaminantes en granos de trigo, avena, cebada y arroz.

En todas las muestras analizadas se han localizado trazas de bisfenol A y nonilfenol. Es decir, restos de microplásticos, e incluso, algunos restos de medicamentos como el ibuprofeno en algunos cereales. 

Se han encontrado microplásticos como trazas de bisfenol A y nonilfenol e, incluso, restos de medicamentos en los cereales

Tal y como informa la Agencia SINC, a través de análisis de espectrometría se plantearon identificar agentes contaminantes de productos farmacéuticos, de higiene personal, plastificantes y otros aditivos industriales.

Unas sustancias que en muchas ocasiones pueden ser tóxicas como disruptores endocrinos ya que pueden ingresar a la cadena alimentaria a través de la absorción que realizan las plantas que luego se destinan a consumo humano.

Origen de la contaminación por microplásticos

Este trabajo, cuyos resultados pueden consultarse en la revista científica Frontiers in Chemistry, es una muestra más de cómo la contaminación por microplásticos está presente en todos los entornos. 

Es importante conocer la concentración de contaminantes los cereales

De hecho, según los responsables de este estudio, discernir el origen de esta contaminación es fundamental para conocer de qué modo llegan a la agricultura y las consecuencias de ciertas prácticas agrícolas como el uso de agua reciclada para el riego ya que pueden suponer un riesgo para la salud de las personas.  

contaminacion-microplasticos-cereales-maiz

De hecho, los cereales y los alimentos elaborados a trigo, maíz, cebada o arroz la base de la dieta de millones de ciudadanos en todo el mundo. En concreto, se estima que más del 50% de la ingesta calórica diaria mundial se deriva directamente del consumo de cereales, principalmente arroz, trigo y maíz.

“La detección de BPA y NP en todas las muestras de cereales evaluadas señala la importancia de conocer la concentración de estos compuestos en los cereales y evaluar más el efecto de las prácticas agrícolas en todos sus niveles”, concluyen los autores en este trabajo.