Secciones

Actualidad Este es el primer mapa de las abejas del mundo y por qué es tan importante

Se estima que en el mundo existen más de 20.000 especies de estos insectos. 

Un equipo internacional de científicos ha realizado el primer mapa de las abejas del mundo en el que se plasma la distribución de los miles de millones de estos insectos y se identifican sus más de 20.000 especies repartidas por todo el planeta. 

mapa-abejas

«La gente piensa que las abejas son solo abejas melíferas, abejorros y tal vez algunas otras, pero hay más especies de abejas que de aves y mamíferos juntos», detalla John Ascher, uno de los responsables de este trabajo e investigador de la Universidad de Singapur.

Por ejemplo, en este mapa se puede observar que Estados Unidos destaca como el país con una mayor variedad de abejas, pero la presencia en África y Oriente Medio también son otros puntos de gran biodiversidad de estos insectos. 

Biodiversidad en las áreas áridas

Además, los autores recalcan que hay más especies de abejas en el hemisferio norte que en el sur y más en ambientes áridos y templados que en los trópicos. «Cuando llueve en el desierto, hay estas floraciones masivas impredecibles que literalmente pueden tapizar toda el área por lo que hay una rotación mucho mayor en el desierto debido a la irregularidad de los recursos año tras año. Así que hay mucho potencial para nuevas especies allí”, explica Michael Orr, otro de los responsables de este trabajo. 

Es esencial mantener tanto la biodiversidad como los servicios que prestan estas abejas

A diferencia de muchas plantas y animales que siguen un patrón gradiente latitudinal, en el que la diversidad aumenta hacia los trópicos y disminuye hacia los polos, las abejas son una excepción ya que tienen más especies concentradas lejos de los polos y menos cerca del ecuador, un patrón conocido como gradiente latitudinal bimodal.

mapa-mundo-abejas

“Hay muchas menos especies de abejas en los bosques y selvas que en los ambientes áridos del desierto porque los árboles tienden a proporcionar menos fuentes de alimento para las abejas que las plantas y flores bajas”, subrayan los autores del estudio.

Conservación y evolución 

No obstante, este primer mapa de las abejas en el mundo es una herramienta fundamental para conservar estos insectos, pero aún queda mucho trabajo por hacer ya que es solo el primer paso importante hacia una comprensión más completa de la diversidad global de las abejas y de su evolución en el futuro. 

«Muchos cultivos, especialmente en los países en desarrollo, dependen de especies de abejas nativas y no hay suficientes datos sobre ellos. Por ello, proporcionar una línea de base y analizarla de manera sensata es esencial si vamos a mantener tanto la biodiversidad como los servicios que estas especies brindan en el futuro», apuntan los responsables de este trabajo.