Secciones

Actualidad Dengue en España, ¿están las lluvias detrás de su expansión?

Por primera vez en décadas, se han identificado casos de dengue autóctono en España en personas que no han viajado a zonas tropicales.

A mediados de este mes de octubre, el Ministerio de Sanidad confirmaba que tres personas habían contraído el virus del Dengue de manera autóctona, sin salir de España. El Centro Nacional de Microbiología señalaba que los tres afectados comenzaron a presentar síntomas en pleno verano y que actualmente todos ellos tienen un buen estado de salud.

El Dengue no se transmite de persona a persona y el único vector competente para la trasmisión del virus en España es el Aedes albopictus (mosquito tigre), ampliamente extendido en el país” aunque la disminución de la densidad de mosquitos por la época del año en la que nos encontramos – el otoño- , hacen que la probabilidad de transmisión autóctona en este momento sea muy baja”, detalla el Ministerio de Sanidad en un comunicado.

Los mosquitos pueden transmitir Dengue en España

Los mosquitos pueden transmitir Dengue en España

La condición indispensable para que haya circulación del virus es la presencia de mosquito transmisor

Estos casos han puesto de manifiesto una situación que hacía décadas que no ocurría en España pero que, a pesar de ser excepcional, no es extraña en nuestro entorno. “A principios del siglo pasado circularon virus como Dengue y Fiebre Amarilla en nuestro país pero tras la erradicación del mosquito Aedes aegypti, que estaba presente en nuestro medio, no han vuelto a producirse casos autóctonos de infección por estos virus hasta los descritos este mes”, señala a Eltiempo.es Ana Vázquez, investigadora del Laboratorio de Arbovirus del Centro Nacional de Microbiología perteneciente al Instituto de Salud Carlos III.

Condiciones climatológicas para el Dengue

Así, en otros países de la Europa mediterránea sí se han producido casos como ha sucedido en Francia durante los últimos años. “La condición indispensable para que haya circulación del virus es la presencia del vector ya que el virus Dengue es transmitido por artrópodos. En el caso de este virus, se transmite por mosquitos del género Aedes, principalmente dos especies: Aedes aegypti y Aedes albopictus. Si no hay vector adecuado no puede haber ciclos autóctonos”, detalla Mari Paz Sánchez Seco, investigadora del mismo laboratorio.

El cambio climático afecta a la expansión de vectores y a las enfermedades que estos transmiten

Por ello, para que los mosquitos transmisores se desarrollen se requieren unas condiciones climato-ecológicas determinadas con unos niveles concretos de humedad, lluvias y calor. Unas características que se han dado durante este verano en algunas zonas del estado. “En nuestro país se dan esas condiciones por lo que hay que vigilar que mosquitos exóticos como el Aedes aegypti no entren en nuestro territorio para que no se establezcan”, explican las investigadoras sobre los principales vectores del Dengue.

Mosquito tigre, principal transmisor del Dengue en España

Pero también el mosquito tigre, muy establecido en España en los últimos años, es uno de los principales insectos que pueden transmitir el Dengue. Este artrópodo se detectó por primera vez en 2004 en Sant Cugat del Vallés y se ha extendido por gran parte del litoral mediterráneo y en otras regiones del país.

Además, con las condiciones adecuadas de humedad y calor, que se producen en verano, el mosquito tigre ha aumentado su población ya que “el cambio climático afecta a la expansión de vectores sin duda alguna y, por tanto, a las enfermedades que estos transmiten”, explica Sánchez Seco.

Dada la estratégica situación, España país tiene un riesgo alto de aparición de brotes por varias enfermedades

Fiebre del Nilo en caballos

Pero no sólo el Dengue está presente en España. Los mosquitos también han transmitido recientemente otras enfermedades, especialmente al ganado, como es el caso de los caballos infectados por la Fiebre del Nilo en Cataluña, Andalucía y Extremadura. Este virus afecta principalmente a aves, aunque también puede infectar a mamíferos, e incluso a las personas.

caballo fiebre nilo España

“Dada la estratégica situación de España, en relación con el paso de aves migratorias entre Europa y África donde este virus es endémico, y la importancia de nuestros humedales como áreas de nidificación de muchas de estas aves, nuestro país tiene un riesgo alto de aparición de brotes”, apuntan desde el Ministerio de Agricultura.

Por ello, debido al riesgo de infección y la virulencia de la Fiebre del Nilo, que puede afectar incluso a la población, es importante realizar un exhaustivo control y seguimiento de cada caso.