Secciones

Actualidad El impacto de Filomena: miles de árboles arrasados y animales afectados

El fuerte temporal ha dañado las zonas verdes de muchas ciudades, entornos naturales y zonas de cultivo

VÍDEO: MÁS DE 800.000 ÁRBOLES DAÑADOS POR FILOMENA

La borrasca Filomena no solo ha dejado nieves en las carreteras y aceras de cientos de pueblos y muchas ciudades, también ha afectado de forma muy grave a miles de árboles en el centro peninsular, tanto en zonas urbanas como en áreas rurales y zonas de cultivo.

Por ejemplo, en el caso de Madrid, las primeras evaluaciones, a falta de análisis más concreto, calculan que hay unos 150.000 los árboles situados en la red viaria y en las zonas verdes de distrito que podrían presentar daños de distinta tipología, lo que supone un 18 % del total del arbolado en Madrid. Los peores pronósticos dicen que hasta 800.000 árboles podrían haberse visto dañados.

Por su parte, en parques como la Casa de Campo o El Retiro, la afección podría ser de hasta el 70% de los árboles.

Los daños ocasionados por la tormenta ‘Filomena’ se muestran como una oportunidad para planificar y gestionar el arbolado urbano

Afectaciones a la biodiversidad

Por su parte, en otros puntos del centro peninsular, la situación es similar y aunque las evaluaciones aún no han terminado se plantea declarar zona catastrófica lugares del centro peninsular como Toledo o Guadalajara.

Del mismo modo, la nevada también ha destrozado zonas forestales en el medio natural y superficies de cultivo, puntos en los que, aunque tienen una menor presencia en los medios de comunicación, el daño es irreversible a corto medio plazo.

Daños en entornos urbanos

Además, la borrasca Filomena y las intensas precipitaciones del pasado fin de semana también ha dejado otros daños colaterales, como son los animales. En este sentido, desde la organización SEO/BirdLife y la Asociación Española de Arboricultura (AEA) señalan que, tras eliminar el riesgo a las personas, se debe hacer una evaluación del del estado del arbolado afectado y sus posibles afectaciones a la biodiversidad.

arboles-caidos-madrid

“Los daños ocasionados por la tormenta ‘Filomena’ se muestran como una oportunidad para planificar y gestionar el arbolado urbano como parte del entramado ecológico que permita, por ejemplo, en Madrid, afrontar los riesgos ambientales derivados del cambio climático. Para ello es importante incrementar y diversificar el arbolado viario, dando prioridad a las especies autóctonas, más adaptadas a las condiciones locales y que incrementan además los recursos disponibles para la avifauna”, ha destacado Ignacio Fernández-Calvo, especialista de SEO/BirdLife en jardinería urbana y biodiversidad.

Planear una variada cobertura vegetal permitiría proteger y potenciar la biodiversidad

En concreto, estas entidades detallan que las “especies autóctonas se integran de forma natural en el ciclo vital de numerosas especies animales, y en el caso de las aves muchas obtendrán alimento, cobijo y lugar de nidificación”.

Asimismo, este tipo de arbolado ofrece frutos y alimento a las aves, lo que, en un ciclo natural, favorece también a la dispersión de las semillas.

“Planear una variada cobertura vegetal con especies arbóreas y arbustivas autóctonas, permitiría proteger y potenciar la biodiversidad más cercana, reduciendo de paso la carga de polen alergénico y mejorando el aspecto paisajístico de nuestras calles”, detallan en un comunicado.