Secciones

¿Sabías que...? Curiosidades del eclipse lunar más largo del siglo

Este viernes, 27 de julio, tendrá lugar el eclipse lunar más largo del siglo. La fase de totalidad durará 1 hora y 43 minutos. En España no podremos verlo por completo, ya que nuestro satélite no se alzará sobre el horizonte hasta que esté a punto de comenzar la fase de totalidad…

Aquí os dejamos algunas curiosidades en torno al eclipse lunar de julio.

1 – El eclipse lunar más largo del siglo

Este eclipse destaca, principalmente, por ser el más largo que podremos ver en todo el siglo. Es la consecuencia de una suma de factores que no siempre sucede. Por un lado, nuestro satélite se encontrará cerca del punto más lejano de su órbita. Es decir, tardará más tiempo en recorrer la umbra de nuestro planeta. Como quizá sepas, la umbra es la parte más oscura de la sombra. Esto hará, también, que nuestro satélite se vea algo más pequeño de lo habitual.

Pero no será una diferencia apreciable, a menos que seas un observador asiduo de la Luna. Tenemos que sumarle, además, que la Luna no siempre pasa por la misma región de la umbra. A veces pasa solo de refilón, o está muy poco tiempo en ella, y tenemos un eclipse lunar más corto. En este caso, sin embargo, pasará prácticamente por el centro, teniendo que recorrer la mayor distancia dentro de la umbra.

Como siempre, los eclipses lunares tienen una ventaja muy importante sobre los eclipses solares. No hace falta ningún tipo de equipamiento especial para poder disfrutarlos. Si bien es cierto que, en este caso, tendremos que buscar un lugar con el horizonte lo más despejado posible si lo que queremos es verlo desde el primer momento. En otro caso, nos tocará esperar un poco y veremos la Luna ya en la fase de totalidad.

2 – Luna de sangre durante la totalidad

Pero, ¿por qué se llama luna de sangre a la luna durante la fase de totalidad? ¿de dónde viene ese color rojizo que exhibe? A pesar de que la Luna está en la umbra, durante la fase total de un eclipse lunar, no se encuentra completamente a oscuras. Parte de la luz del Sol, al atravesar la atmósfera de nuestro planeta, se curva y se dirige hacia la umbra. Nuestra atmósfera también tiene otro efecto en la luz.

La dispersa, de tal manera que el azul sale disparado en todas direcciones. Las ondas más largas (que son las que corresponden a los tonos rojizos), sin embargo, apenas sufren dispersión y provocan que ese sea el tono dominante. Es un nombre que guarda poca relación con lo que está sucediendo. Del mismo modo que también hablamos de la luna azul cuando tenemos dos lunas llenas en un mismo mes.

La luna de sangre, o la fase de totalidad (como prefiramos llamarlo) es, probablemente, la parte más llamativa de un eclipse total.

En cualquier caso, la luna de sangre, o la fase de totalidad (como prefiramos llamarlo) es, probablemente, la parte más llamativa de un eclipse total. Desde España podremos verlo en el atardecer y las primeras horas de la madrugada. En algunas regiones, especialmente el noroeste peninsular, solo será posible verlo con la fase de totalidad comenzando. Pero habrá tiempo suficiente para disfrutar del eclipse a pesar de ello.

3 – Un eclipse que durará más de 6 horas

Dicho esto, ¿cuándo comienza el eclipse y dónde podremos verlo? Hay que decir que Oriente Medio, Asia Occidental y gran parte de África podrán ver el eclipse completo. La fase de penumbra comenzará a las 19:14 (horario peninsular). Desde la península, nuestro satélite todavía estará bajo el horizonte. La fase de eclipse parcial comenzará a las 20:24, y tampoco podrá ser visto desde España en ese momento.

Mapa de visibilidad del eclipse lunar del 27 de julio de 2018.
Crédito: Wikimedia Commons/PIRULITON

La fase de totalidad comenzará a las 21:30. Es en ese momento cuando, cerca del horizonte, podremos ver ya nuestro satélite. Dependiendo de dónde nos encontremos, puede que veamos el inicio de la totalidad o la fase ya arrancada. En cualquier caso, habrá tiempo suficiente para poder ver la fase de totalidad. El máximo de la fase total se producirá a las 22:21, con la Luna ya en una posición mucho más fácil de ver.

El máximo de la fase total se producirá a las 22:21, con la Luna ya en una posición mucho más fácil de ver.

Y todavía quedará tiempo de totalidad por delante. La fase de totalidad no acabará hasta las 23:13. A partir de ahí, se repetirá la fase de eclipse parcial que, esta vez sí, podremos ver sin ningún inconveniente, y que finalizará a las 0:19. La fase de eclipse penumbral terminará a la 01:28. Por lo que, aunque nos perderemos las primeras fases, sí podremos ver la mayor parte del fenómeno desde España.

VÍDEO: TODOS LOS DETALLES DEL ECLIPSE LUNAR DE JULIO 2018

4 – Una sucesión de eclipses incompletos

Curiosamente, este no va a ser el único eclipse lunar que no podamos ver por completo. Aunque hay que decir que se cumple por poco. El próximo eclipse lunar, que sucederá el 21 de enero de 2019, será visible casi por completo en las Islas Canarias, la Península y Baleares. La parte negativa es que, para poder verlo, será necesario trasnochar, porque comenzará a las 3:36 de la madrugada, con el máximo previsto a las 6:12.

Solo Galicia y las Islas Canarias podrán ver, en enero, el eclipse completo. En el resto del territorio nos perderemos el final de la fase penumbral. La siguiente cita, ya el 16 de julio de 2019, será un eclipse penumbral. Pero volvamos al presente. Si nos estás leyendo desde Centro o Sudamérica, o tienes pensado viajar en estas fechas, hay que decir que, por desgracia, no podrás ver el eclipse lunar de este viernes 27 de julio.

Desde Norte y Centroamérica no será visible ninguna fase del eclipse. En partes de Sudamérica, será posible ver parte de la fase penumbral y la fase parcial. Solo el borde oriental de Brasil, y quizá algunas regiones de Argentina y Urugay, llegarán a ver brevemente la fase de totalidad. La nota positiva es que el eclipse de enero de 2019 sí se podrá ver íntegramente desde el continente americano. Dicho esto… ¡no faltes a la gran cita de este verano!