Secciones

Actualidad Contaminación, calima y ejercicio: en qué debes fijarte para no ahogarte

Las condiciones ambientales y los agentes contaminantes del entorno son factores a considerar a la hora de hacer deporte al aire libre

¿Debo practicar ejercicio o deporte cuando hay contaminación o calima? Practicar deporte al aire libre en las estaciones de primavera y verano es más frecuente. Tanto es así que muchas personas marcan el comienzo de su entrenamiento y ejercicio físico en este momento del año, en los meses previos al verano. Sin embargo, la estabilidad meteorológica también concentra mayores niveles de contaminación en la atmósfera a causa de la inversión térmica y también aumentan los episodios de calima durante esta época del año.

Sin embargo, a la hora de de practicar deporte o ejercicio al aire libre, no solo hay que tener en cuenta la temperatura, el estado de forma de cada persona o la intensidad del entrenamiento, también se deben considerar aspectos como las condiciones ambientales actuales del momento elegido para hacer ejercicio.

Recuerda que al practicar deporte, se consume alrededor de un 20% más de aire, por lo que el estado del mismo es fundamental para evitar perjudicar nuestros pulmones.

relacion-entre-contaminacion-deporte

Estos indicativos son muy comunes y muy fáciles de consultar. De hecho, en Eltiempo.es tiene secciones específicas en las que se puede consultar la calidad del aire en tiempo real en puntos concretos de cada provincia cubriendo todo el territorio del país. Esta sección recopila los datos de cientos de estaciones que registran los niveles de agentes contaminantes como material particulado, polvo en suspensión, ozono, dióxido de nitrógeno, monóxido de carbono o dióxido de azufre, los principales responsables de la polución junto al dióxido de carbono.

Relación entre ejercicio y contaminación

Así, ante una mala o muy mala calidad del aire, es preferible no realizar ejercicio al aire libre de forma intensa. En este sentido, un reciente estudio publicado en European Heart Journal detalla que un aumento de la actividad física en ambientes muy contaminados o con altos niveles de polución puede afectar negativamente la salud cardiovascular.

“Es imperativo que se mejore la contaminación del aire con el fin de maximizar los beneficios para la salud del ejercicio en los adultos jóvenes. Este colectivo tiende a realizar actividad física más que otros grupos de edad ya que su capacidad física está en su mejor momento.

De este modo, si la calidad del aire no mejora, esto podría resultar en un aumento de la incidencia de enfermedades cardiovasculares a pesar de los beneficios para la salud que se obtienen con el ejercicio”, apunta Seong Rae Kim, investigador y autor principal de este estudio.

deporte-aire-libre-contaminacion

No obstante, los autores advierten que este estudio no puede demostrar que la contaminación del aire provoque un mayor riesgo cardiovascular, solo que está asociada con ella.

Por otro lado, ante las alertas de contaminación tanto los propios ayuntamientos como las autoridades sanitarias también suelen anunciar estos elevados niveles y recogen algunas recomendaciones como cerrar ventanas o no pasar demasiado tiempo al aire libre. Unos hechos que también reflejan los medios de comunicación.

Consejos para hacer ejercicio al aire libre con contaminación

Consulta la calidad del aire en tu ciudad antes de hacer deporte. Si los picos son elevados, valora evitar salir al aire libre a hacer ejercicio, sobre todo en las horas centrales del día, cuando la polución es mayor.

– Si vas a hacer ejercicio al aire libre en la ciudad, intenta huir de las calles de las grandes urbes donde el tráfico y la polución es mayor.

– Haz pausas más a menudo. No pongas tu cuerpo al límite, la sensación de asfixia y ahogo en días de contaminación será mayor. No hagas sobresfuerzos innecesarios.

– Si los picos de polución son muy altos, valora hacer ejercicio en espacios cerrados durante estos días con tablas adaptadas para hacer en casa, por ejemplo.

– Hidrátate bien, ya que eliminarás la mucosidad y aliviarás el picor de nariz y garganta.

-Descansa más de lo habitual y no te esfuerces al máximo

– Si eres alérgico, ten en cuenta los consejos para hacer ejercicio al aire libre con alergia. Quizá los parques o zonas arboladas no sean la mejor opción.