Secciones

Cambio Climático 10 sencillos gestos sostenibles para rebajar tu factura en casa

Con una serie de hábitos sencillos podemos reducir el gasto enérgico en nuestro hogar.

VER MÁS. TRUCOS PARA AHORRAR EN CALEFACCIÓN EN CASA

Modificar ciertos hábitos del día a día nos puede ayudar a ahorrar en la factura de la luz y por qué no, derrochar menos energía. Se trata de adquirir prácticas sencillas que nos permitirán cuidar el planeta.

El  Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) asegura que encender la calefacción supone el 46% del consumo energético de los hogares de España, un desembolso importante para nuestros bolsillos durante el invierno. Sin embargo, hay otras muchas formas de ahorrar energía.

Revisa tu tarifa y potencia

De nada sirve reducir el consumo de pequeñas cosas si tenemos contratada mucha más potencia de la que necesitamos. Una idea es utilizar las tarifas con discriminación horaria, y poner los electrodomésticos durante las horas valle, que es cuando el precio de la electricidad está más bajo.

En todo caso debes estudiar cuánta potencia tienes contratada, reduciéndola puedes tener suficiente energía y ahorrarte un buen pellizco.

factura-de-la-luz-bombillas
Las bombillas LED consumen hasta un 80% menos

Instala bombillas de bajo consumo (LED)

Las bombillas eficientes son más caras, pero su tiempo de vida útil es más extenso y te permitirá pagar un menor importe en tu factura eléctrica.  Con esta pequeña inversión puedes ahorrar hasta un 80% de la energía.

Además, no olvides limpiar de vez en cuando las bombillas. La suciedad reduce la luz, dando sensación de menor potencia.

Apaga aparatos en stand-by

Normalmente no solemos dar mucha importancia a las pequeñas luces que quedan encendidas en televisiones u ordenadores, sin embargo, eliminar ese gasto de energía 24 horas significa ahorrar un 10% de todo lo que consumes.

No dejes luces encendidas innecesariamente

Encender la luz por la noche es necesario para poder ver, sin embargo, procura hacerlo solo en los espacios en los que te encuentres. Al salir de los mismos, recuerda apagarlas. Así contribuyes a incrementar la duración de las bombillas y a disminuir el consumo energético.

luces de navidad
No dejes luces encendidas cuando no estés

Haz buen uso de los electrodomésticos

Según datos de la OCU, los electrodomésticos que más energía consumen al año en una casa son la nevera (662 kWh al año de media), el congelador (563 kWh), la televisión (263 kWh), la lavadora (255 kWh), la secadora (255 kWh) y el lavavajillas (246 kWh). 

VER MÁS. CÓMO AHORRAR EN LA FACTURA DEL AGUA CON ESTOS TRUCOS

Aunque el frigorífico tiene que estar todo el día conectado, podemos ahorrar sin necesidad de desconectarlo. No metas alimentos calientes y recién cocinados, y ponlo a una temperatura óptima. En el caso del frigorífico, entre los 3 y 7 grados y en el congelador a -18. Ten en cuenta que cada grado de menos consume un 5% más de energía.

Purga los radiadores

Fuera del invierno se suelen acumular dentro de los radiadores burbujas de aire que impiden el paso del calor y disminuirán el rendimiento de los radiadores. Antes de la llegada de los meses de frío quítales aire para que calienten con la potencia máxima. Por su parte, si la caldera es muy antigua te puedes plantear una renovación. Las actuales consumen menos, y a la larga lo amortizarás.

radiador
Antes del invierno purga los radiadores

Aprovecha la luz natural

¿Por qué gastar energía si todavía hay luz natural? Destina las habitaciones más luminosas de la casa para las estancias donde más tiempo estés. También puedes optar por los colores claros que dan mayor sensación de luminosidad.

Apuesta por aparatos A++ o A+++ 

Los combustibles fósiles son la principal fuente de energía en todo el mundo, uno de los grandes responsables del incremento de las emisiones de CO2.

Utilizar bombillas de bajo consumo o electrodomésticos de clase energética A+++ no solo nos ayudará a ahorrar en la factura de la luz, también a reducir la huella de carbono.

electrodomésticos
Utiliza electrodomésticos A++ o A+++ 

Descongela los alimentos a temperatura ambiente

Si necesitas descongelar alimentos, puedes sacarlos de la nevera horas antes de comenzar a cocinar, para no tener que emplear el microondas durante minutos. Simplemente deberás planificar con tiempo lo que vayas a comer y no dejar la elección para el último momento.

Piensa por donde se escapa el calor / frío

La mejor forma de no gastar en calentar nuestra casa es evitar que se enfríe. (Lo contrario en verano). Por eso, contar con un buen aislamiento en nuestro hogar es esencial para no perder la energía que estamos generando. Las puertas y las ventanas debes estar bien cerradas.

Para aislar las puertas podemos utilizar burletes y en el caso de las ventanas podemos instalar aquellas que cuentan con doble acristalamiento con aislamiento térmico reforzado.

VER MÁS. 5 TRUCOS PARA CALENTAR LA CASA SIN GASTAR